Blogs 

Aprendizaje basado en retos, ¿La vida como estrategia de aprendizaje?
Aprendizaje basado en retos, ¿La vida como estrategia de aprendizaje?
January 3, 2022
aprendizaje basado en retos

¿Qué es el aprendizaje basado en retos y cómo se debe aplicar?

La educación se ha desprendido del camino único hacia fortalecer los conocimientos intelectuales de los estudiantes. El camino ahora es variable y da importancia a otro de tipo de habilidades poderosas, como las habilidades blandas. Estas habilidades diferencian a los humanos de las máquinas. Permiten la creación de ecosistemas de aprendizaje que preparan al estudiante para todos los ámbitos de su vida. Este es el propósito del aprendizaje basado en retos, del que se hablará a continuación.

ABR: Enfoque pedagógico para la vida

aprendizaje basado en retos

Cómo no todo el mundo ha tenido contacto con este enfoque, es importante ahondar en su definición.

El aprendizaje basado en retos es un enfoque pedagógico que se fundamenta en metodologías activas en las que el estudiante se enfrenta a una problemática real y relevante que afecta su entorno. De esta manera, a través de la crítica, la reflexión y el civismo, se define un reto y se implementa una solución.

Este tipo de aprendizaje supone, entonces, un problema real, una acción concreta y una solución que no se estructura en el aula, sino que va mucho más allá de ella.

Para que las experiencias del aprendizaje basado en retos sean efectivas se debe comenzar con pequeños retos, con soluciones simples y cotidianas. Al avanzar en el camino, la complejidad de los retos y técnicas de aprendizaje aumenta así como las habilidades a potenciar.

¿Cómo implementar el aprendizaje basado en retos? Fases de desarrollo

Como sucede con cualquier proceso, la implementación del aprendizaje basado en retos consta de algunas fases primordiales. Entre ellas se encuentran las siguientes:

  • Planteamiento del tema. El docente propone una temática que pueda ser investigada y debatida desde diferentes puntos de vista. Dicha temática debe relacionarse con el entorno de sus estudiantes y con problemáticas comunes. El cambio ambiental, el desempleo o la inmigración pueden ser un buen ejemplo.
  • Lluvia de ideas y preguntas. A través del desarrollo de ideas por parte de los estudiantes se incentiva la reflexión. Además, se llega a una pregunta relevante que guiará el resto del ejercicio. Es de esta fase desde donde surgirá el reto.
  • Reto y soluciones. Gracias a las preguntas y a la utilización adecuada de recursos, como las TIC, se investigará y buscará información relevante para dar solución al reto.
  • ¿La solución es viable? En esta fase los docentes y estudiantes analizarán las soluciones a las que se llega y si son verdaderamente aplicables a la vida real.
  • Difusión. Una de las últimas, pero de las más importantes fases. En ella los estudiantes ponen a disposición pública los resultados a través de publicaciones, videos u otros recursos interactivos.
  • Evaluación. En esta última fase tanto la evaluación del maestro como la autoevaluación de los alumnos es fundamental. De esta manera se analizará la consecución de los objetivos y el impacto de los mismos.

La educación infantil como impulsadora del aprendizaje basado en retos

aprendizaje basado en retos

La educación infantil es el primer paso tanto para maestros como para estudiantes hacia la educación integral y de calidad permanente y continua. Es debido a esto que el proceso de enseñanza-aprendizaje en los niños es clave para incentivar su participación activa en el entorno que los rodea. De la mano con esto se aprende a poner en práctica sus conocimientos en beneficio de este.

Los niños aprenden rápida y eficientemente si se les brindan las herramientas adecuadas para lograrlo. El aprendizaje basado en retos es perfecto para fomentar su creatividad y potenciar habilidades como la comunicación, organización, la adaptabilidad y el trabajo en equipo, entre otras. Estas habilidades, reforzadas desde pequeños, con el tiempo adquirirán poder y permanencia.

Conclusión

A modo de conclusión vale la pena recalcar que el aprendizaje basado en retos, implementado en cualquier etapa escolar, tiene ventajas significativas para el desarrollo escolar y personal.

En primer lugar, el ABR aumenta la motivación de los alumnos. En segundo lugar, desarrolla competencias sociales como la empatía y la cooperación. De la mano con esto, fortalece la autonomía, el autoestima y la aceptación de errores.

De esta manera, el aprendizaje basado en retos es indispensable para la educación del siglo XXI. Una educación basada en la evolución en diversos aspectos y la necesidad de incentivar capacidades de todo tipo, no solo las tradicionales.

En Luca hacemos de los retos parte del día a día de nuestros estudiantes. Nuestra malla curricular está diseñada para que nuestros alumnos disfruten, pero aprendan del mundo y pongan en práctica todo a lo que acceden en nuestra plataforma. Esperamos que vengas pronto a conocernos, para que lo compruebes.

Acerca del autor
Ana Gabriela Rivera Díaz
Content Writer en Luca Learning. Comunicadora Social y editora, colaboradora para Josean Webs y We are content. Apasionada por la escritura y la creación de contenidos atractivos y de calidad. Siempre a la espera de nuevas oportunidades.

Artículos relacionados

1 Comment

  1. Cristona Arellán

    Excelenete artículo sobre el aprendizaje basado en retos!!!

    Reply

Submit a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *